Innovación vs. creatividad



2009 es el año europeo de la creatividad y la innovación. Poco se ha hablado de él, pese a ser uno de los temas que más se apostó desde la Unión Europea en la cumbre de Lisboa.

Personalmente considero que son cosas distintas la creatividad y la innovación, ya que no es lo mismo crear, que innovar. Considero que es distinto alguien que es creativo, a alguien que innova, en la medida en que asocio más el concepto de innovación con el de la venta.

Schumpeter, en un libro clásico en la historia del management consideraba la innovación como “la aplicación comercial o industrial de algo nuevo – un nuevo producto, un nuevo proceso o método de producción; un nuevo mercado […], una nueva forma de vender, un nuevo negocio o una nueva organización”.
Una explicación mejor sobre esta diferenciación la da Teresa Amabile cuando nos dice que “todas las innovaciones comienzan con ideas creativas…Definimos innovación como el éxito en la puesta en marcha de ideas creativas dentro de una organización. Bajo este punto de vista, la creatividad es de las personas, y los equipos son la base para la innovación; lo primero es condición necesaria, pero no suficiente para que ocurra lo segundo”.

Es decir, alguien puede ser muy creativo, pero no ser innovador, en la medida en que lo que crea no lo consigue vender. Y por la contra alguien puede ser muy innovador, vendiendo cosas nuevas, pero que aportan muy poca creatividad.

De ahí la importancia del factor venta en el ámbito de la innovación. Es por ello que al hablar de venta pierde glamour y al final se habla poco de la innovación y más de la creatividad, que invita más a un mundo lúdico y de sueños.

Sobre estas reflexiones es sobre lo que hablaré en este blog, que espero te resulte interesante.


0 comentarios:

Publicar un comentario